domingo, 22 de marzo de 2015

LA VILLA DE LOS MISTERIOS RECUPERA LOS COLORES. LA RESTAURACIÓN DE LOS FRESCOS.

Uno de los principales atractivos de la visita a Pompeya, la Villa de los Misterios, se reabre al público a partir del 20 de marzo de 2015. Durante dos años un equipo de arqueólogos han restaurado sus frescos.



Sobre el edificio y las pinturas ya hice un artículo bastante completo, que os recomiendo y que podéis ver pinchando en el siguiente enlace LA VILLA DE LOS MISTERIOS DE POMPEYA. EL EDIFICIO Y LA DECORACIÓN PICTÓRICA. Lo que nos interesa ahora es conocer cómo han quedado los trabajos de conservación.


La restauración  ha afectado a todas las decoraciones de la villa, es decir, mosaicos y pinturas. En total, a más de 70 ambientes en toda la villa. Para permitir que el público pudiera seguir haciendo la visita parcial al edificio, se organizó los trabajos de estos dos años por partes. 


Desde los años 30 del siglo pasado, las pinturas y los pisos de la Villa de los Misterios habían sido intervenidos con trabajos de "micro-restauraciónes" y de mantenimiento. Precisamente, uno de las tareas que se han realizado ha sido quitar la cera que se utilizó para proteger los frescos de las paredes. Esta técnica ha resultado muy útil para preservar los pigmentos, pero a cambio ha terminado oscurecido los colores. El objetivo principal de la restauración era recuperar el esplendor de las pinturas de las salas y eso obligaba que necesariamente se retirara esa capa de cera y que se sustituyera por otros productos conservadores mucho más modernos y que no degradasen el color.


A la limpieza tradicional química y mecánica de las capas de cera de la superficie con sustancias absorbentes y disolventes, se ha aplicado la innovadora tecnología de limpieza con láser. Es la primera vez que se ha aplicado esta técnica en una serie tan extensa e importante de frescos, demostrando que constituye una alternativa viable para las superficies que son extremadamente sensibles a los agentes químicos y mecánicos. El uso del método láser permite entre otras cosas la eliminación eficiente de las diferentes capas de cera usadas como protector.


Pero además había que recuperar los desperfectos del paso de los años. Para tener claros los desperfectos se hizo un estudio previo de identificación y caracterización de los pigmentos que componen las pinturas y de los morteros utilizados en las capas preparatorias del muro, así como de las técnicas de aplicación de la pintura. También se ha hecho un estudio en el tiempo comparando imágenes de otras épocas para ver el deterioro de cada zona.


Para determinar la calidad de los pigmentos y las lagunas o las grietas aparecidas en las capas de cada cuadro, se han aplicado todas las técnicas más modernas no destructivas como la termografía infrarroja (IR), el georradar (GPR ), el  examen ultrasónico XRF y la espectroscopia Raman.



Se han consolidado también el yeso de las paredes y los pisos de baldosa, mosaicos y lavapesto (pasta de lava apelmazada).

Este es el resultado comparativo del antes y después de algunas imágenes.






Presentación con muchas imágenes de la nueva Villa de los Misterios


No hay comentarios:

Publicar un comentario