sábado, 27 de septiembre de 2014

EL IMPRESIONISMO EN ESPAÑA. PINTORES A CABALLO DE DOS SIGLOS: AURELIANO BERUETE, DARIO DE REGOYOS, IGNACIO PINAZO, JOAQUÍN SOROLLA, FRANCISCO GIMENO, MODESTO URGELL, ELISEO MEIFREN, SANTIAGO RUSIÑOL, RAMÓN CASAS Y JOAQUÍN MIR.

En 1886 tuvo lugar en París la última exposición conjunta de los impresionistas franceses, para entonces este estilo pictórico y la filosofía que lo amparaba se encontraban profundamente arraigadas en Francia, iniciando a continuación su disolución en nuevas experiencias y, al mismo tiempo, extendiéndose por todos los países de Europa y del mundo occidental. París se había convertido en el centro de atracción para todo joven artista por la atmósfera de libertad que se respiraba en sus calles y la bohemia de los círculos de artistas y escritores. Muchos de los pintores españoles que vamos a ver pasaron por París, después de su visita obligada por Roma donde se impartía el arte oficial, contagiándose de las nuevas ideas artísticas y trasladándolas a España.

En la siguiente presentación  podresmos contemplar las obras de algunos de los principales pintores españoles que a lo largo de su carrera compartieron los presupuestos técnicos o temáticos del impresionismo francés: Beruete, Regoyos, Pinazo, Sorolla, Urgell, Meifrén, Gimeno, Rusiñol, Casas y Mir. Hay especial atención a la obra del más destacado de todos ellos Joaquín Sorolla
Tras la presentación puedes encontrar unos breves datos biográfico-artísticos de cada uno de ellos, que aclare un poco más su obra.




AURELIANO DE BERUETE (1845-1912)
Discípulo de Carlos Haes, se inicia en la pintura desde una posición económica desahogada que le permitió pintar a lo largo de su vida lo que quiso. Su vocación le lleva al paisajismo, primero en la línea más realista de Haes y de su amigo Martín Rico y de la escuela de Barbizon, que conoce por sus visitas a Francia. A partir de 1895, sus caudros adquieren más luz y color volcándose en la técnica impresionista. Berurete pinta paisajes sobrios de las llanuras castellanas y de los alredores de Madrid.

DARÍO DE REGOYOS (1857-1913)
Será el pintor más avanzado desde el punto de vista técnico de los pintores españoles del momento. Su estancia en Bélgica desde1879 le pone en contacto con la vanguardia de la pintura belga y francesa, con la que mantendrá contactos en los años 80 y que le influirá para acercarse al puntillismo. Este estilo será decisivo  para entender su obra, pero no debemos encasillarlo en él, porque atraviesa también fases simbolísta e incluso expresionista y desde finales del siglo XIX vuelve a un estilo próximo al impresionismo. Destacan sus paisajes del País Vasco, donde reside entre 1890 y 1910.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada